Warning: Illegal string offset 'custom_page_theme_template' in /home4/actualid/public_html/actualidadUrbana/wp-content/plugins/custom-page/custom-page.php on line 345
Publicado el: Lun, Oct 1st, 2012

Y la Educación superior qué?

Comparte
Tags

Warning: Illegal string offset 'custom_page_theme_template' in /home4/actualid/public_html/actualidadUrbana/wp-content/plugins/custom-page/custom-page.php on line 345

Por Javier Forero y Susana Noguera

De acuerdo con los resultados arrojados por las Pruebas Saber Pro en el primer semestre de este año, entre las cinco mejores instituciones de educación superior del país, las cuatro primeras son bogotanas, siendo la mejor la Universidad de los Andes, seguida por la Nacional.

Sin embargo, a pesar de los buenos resultados académicos que han arrojado las instituciones de educación superior capitalinas, la situación económica que afrontan la mayoría de ellas, en especial las públicas, no es buena. Así lo deja ver Mateo Martínez, estudiante de octavo semestre de licenciatura en filosofía de la Universidad Pedagógica, quien aseguró que “la universidad está en bancarrota; no hay ni siquiera para los marcadores de los profesores. Funciona por una especie de inercia”.

Según un informe del Sistema Universitario Estatal (SUE) el déficit que afrontan las universidades públicas a nivel nacional supera los 11 billones de pesos, siendo el más preocupante el caso de la Universidad Nacional, institución que tuvo que clausurar tres edificios por el peligro que representaba para los estudiantes el deterioro en la infraestructura. “Se necesitan por lo menos dos billones de pesos para evitar seguir cerrando aulas de clase, sin contar, claro está, los gastos de funcionamiento”.

Ante esta situación, la ministra de Educación, María Fernanda Campo, en declaraciones dadas a El Espectador, anunció que el Gobierno aumentó a 2,4 billones de pesos el presupuesto para las 32 universidades públicas en 2012, y anunció además 150 mil millones de pesos adicionales. “Hay que decirle a la ministra que divida esos 150 mil millones en 600 mil estudiantes que estudian hoy en universidades públicas. Entonces se dará cuenta que le da más o menos 200 mil pesos por estudiante. Ahí no hay nada que celebrar”, indicó Sergio Fernández, líder y vocero de la Mesa Amplia Nacional Estudiantil (MANE).

Debido a esta situación, numerosos estudiantes han salido a movilizarse en los últimos meses por las calles de la capital. “Manifestamos nuestro rechazo absoluto a esta situación tan precaria y sobre todo, frustrante. Pero un par de petos, muchas piedras y nuevamente el ESMAD, con pistolas de paintball y canicas, ha reprimido nuestro inconformismo”, dijo Martínez.

Lo más curioso es que en las movilizaciones también se ha visto presencia de estudiantes de universidades privadas. “Los estudiantes de universidades privadas no nos estamos sumando en solidaridad con las instituciones públicas, lo estamos haciendo para defender nuestro derecho a la educación que constitucionalmente se le otorga a todos los ciudadanos”, explicó Michael Tacher, estudiante de la Universidad del Rosario.

Con la llegada de capital extranjero, producto de la aprobación del TLC, el costo de las matrículas va a subir. Así lo deja ver Rafael Acevedo Valenzuela, estudiante de Economía de la Universidad de los Andes, quien asegura que si ya es muy difícil que cualquier persona pueda llegar a esta institución educativa, la más costosa del país, la situación va a ser insostenible con inversión de capital foráneo. Además, según afirma, las instituciones de carácter privado no tienen actualmente un control adecuado de los precios de las matriculas.

Pero quizá el principal motivo por el cual muchos estudiantes de educación superior de la capital se han tomado las calles es “la lucha por la gratuidad total en las instituciones de carácter público”, manifestó Fernández. No obstante, para la ministra Campo “esta propuesta es insostenible para el país”, ya que requeriría triplicar el presupuesto que se dedica actualmente para educación superior. Al respecto, Boris Duarte, estudiante de la Universidad Nacional, manifestó que Colombia deja escapar más 7,8 billones de pesos en exenciones tributarias, más 2,8 billones en corrupción y una cifra superior a los 40 billones de pesos en deuda pública. “Sí hay con qué, lo que pasa es que se lo gastan en otras cosas”

Claro que los inconvenientes que poseen las instituciones de educativas de la capital no se reducen netamente al plano económico. Según explica Claudia Salazar, coordinadora de la licenciatura en matemáticas de la Universidad Pedagógica, en declaraciones dadas al periódico Publimetro, “la escuela no ha considerado que, como sistema educativo, es la que ha fracasado y no los niños. No ha logrado vincularse a las características culturales, sociales y económicas del mundo actual; parece un mundo aparte. Se presenta con un conocimiento inerte, que no evoluciona; pareciera que la escuela todavía pensara que las fuentes de conocimiento son las de hace siglos y no disponen de las nuevas herramientas”. Ante ello, el director del área de matemáticas de la misma institución asegura que “en la parte universitaria, a las carreras que involucran esta materia se les enseña el mismo curso genérico a todos, cuando debería haber una aplicación diferente para cada una”.

Por su parte, Martínez aseguró que “los estudiantes no somos recompensados al cuestionarnos la validez de los conocimientos que recibimos, somos ridiculizados, por lo que simplemente repetimos mecánicamente a la información a la hora de tomar un examen”. Esto lo reconoce bautista cuando dice que las instituciones que forman docentes deben ‘enseñar a enseñar’, porque a eso vienen los estudiantes a esta universidad: a ‘aprender a enseñar’”. Él explica que los estándares para la enseñanza de matemáticas que propone el Gobierno no se están cumpliendo y que en este momento, se hace mucho énfasis en los contenidos, que en el aprendizaje.

Y en el aspecto tecnológico, la cosa no es menos preocupante. “Hay un grave déficit en la formación de los docentes en el manejo de tecnologías. Es triste ver que aún enseñan matemáticas solamente con tiza y tablero. Hoy día hay cientos de herramientas y software gratuito para la enseñanza, pero sobre todo para el aprendizaje; los estudiantes, más allá de hacer ejercicios, deben aprender a analizarlos, pero mientras dibujan las gráficas a mano, muchas veces no les alcanza el tiempo”, concluye este docente universitario.

Los retos que tiene la capital en materia educativa son bastante altos, y más si se tiene en cuenta que Bogotá forma la mayor parte de los profesionales del país. Para lograr cumplir las expectativas, la Administración ha puesto en marcha programas que propenden por el equilibrio entre acceso y calidad, sin embargo los inconvenientes tienen un problema más de fondo, y es que “el sistema está diseñado para preparar personas para ayer, no para mañana”, según afirmó Sanabria.

Deja un comentario

XHTML: Puedes usar estos tags en HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>