Warning: Illegal string offset 'custom_page_theme_template' in /home4/actualid/public_html/actualidadUrbana/wp-content/plugins/custom-page/custom-page.php on line 345
Publicado el: Lun, Nov 11th, 2013

EL PROYECTO DE BOLIVAR Y LOS OBSTÁCULOS A LA INTEGRACIÓN

Comparte
Tags

Warning: Illegal string offset 'custom_page_theme_template' in /home4/actualid/public_html/actualidadUrbana/wp-content/plugins/custom-page/custom-page.php on line 345

bolivarPor Manuel Muñoz Uribe*

El anhelo de integración de los pueblos de América Latina  lleva dos siglos. Su afán por lograrla ha sido tortuoso.

¿Por qué los enemigos de la Libertad y el progreso social tienen pánico al proyecto de Bolívar?

Miremos con atención:

El notable historiador Indalecio Liévano Aguirre (Bolivarismo y Monroísmo, páginas 45 -60)  sintetiza lo que él  llama la “armadura vertebral de la asociación perpetua ideada por el Libertador”, que resumo seguidamente:

Primero.- Una LIGA o alianza de las repúblicas que antes eran colonias españolas. Por razones históricas que hoy no existen, no se incluía al Brasil.

Segundo.- Concebida como un pacto a perpetuidad;

Tercero: Con Institucionalidad supranacional común y permanente para que sus miembros se acostumbraran a obedecer una misma autoridad. “Nuestras Repúblicas –le diría Bolívar a Unanue- se ligarán de tal modo que no parezcan en la calidad de naciones sino de hermanas, unidas por todos los vínculos que nos han estrechado en los siglos pasados, con la diferencia de que entonces obedecían a una sola tiranía y que ahora van a abrazar la misma libertad, con leyes diferentes y aún gobiernos diversos, pues cada pueblo será libre a su modo y disfrutará de su soberanía según la voluntad de su conciencia”.

Cuarto.- La LIGA debía tener  SEDE PROPIA, ubicada en sitio central del mapa de América, que permitiera las maniobras del complejo aparato político-administrativo-militar dotado de un  Consejo de seguridad con un fuerte ejército  dependiente de las autoridades supranacionales;

Quinto: Institucionalización del principio uti possidetis juris, por el cual se establecía que las fronteras de las repúblicas hispanoamericanas eran las mismas de los antiguos Virreinatos, y adopción del arbitraje obligatorio para arreglar los conflictos  entre  los Estados miembros;

Sexto: Obligación de NO contraer alianzas con otras naciones sin  previo asentimiento de la LIGA;

Séptimo: Ciudadanía hispanoamericana.  “Nuestra Patria es América”;

Octavo: Cláusula de la nación más favorecida, para  beneficiar a los miembros de la Liga;

Noveno: Precaviendo los conflictos  y la codicia de las grandes potencias que asomaban sus fauces, le escribió a Santander: “El remedio paliativo para todo esto es el Congreso de Plenipotenciarios en el ITSMO, bajo un plan vigoroso y extenso, con un ejército a sus órdenes de 100.000 hombres a lo menos, mantenido por la Confederación e independiente de sus partes constitutivas;

Décimo: Identidad no solamente cultural sino de principios políticos y sociales, con instituciones democráticas y republicanas, que aboliera en estas tierras la esclavitud de los negros y se desligara de la trata internacional de esclavos.

Este es el  proyecto de UNIDAD LATINOAMERICANA que se  esconde a las nuevas generaciones. Sus enemigos reducen su arquitecto a la condición de estatua  de hierro, de acero, de bronce…porque saben que el Libertador es UN PROYECTO HISTORICO viviente, andante… palpitante, que  “despierta cada cien años cuando el pueblo despierta”, como cantó bellamente Neruda en su poema a Bolívar.

Con el aplauso de todos, Jorge Washington lideró un manifiesto de independencia,  proclamó  la unidad de las 13 colonias, y expidió  la Constitución Norteamericana.  Bolívar en cambio,  sido perseguido, calumniado y vendido como figura inerte.

Los sucesores de Jorge Washington se han dedicado  a hollar nuestra soberanía y a “LLENAR DE MISERIA ESTOS PUEBLOS A NOMBRE DE LA LIBERTAD”, como advirtiera el propio  Libertador.

LAS “MISERIAS” QUE NOS LLEGAN DEL NORTE

Bolívar señalaría tres: El panamericanismo, la doctrina de la seguridad nacional y el  consenso de Washington.

El Panamericanismo, permite la sujeción permanente de nuestros países a la coyunda del más fuerte.

La doctrina de la seguridad nacional, asegura la división y la guerra entre los colombianos.

Y el consenso de Washington asegura la técnica del saqueo de nuestras riquezas.

La doctrina de la Seguridad Nacional y la retoma del  Palacio de justicia.

Un hecho histórico quizá ponga de presente la extrema fidelidad e importancia que nuestros apátridas gobernantes deparan a esta doctrina:

Hoy se cumplen 28 años de la quema del Palacio de Justicia, los días 6-7 de noviembre de 1985. Días antes, el PRESIDENTE de la Corte Suprema de Justicia, Dr. Alfonso Reyes Echandía, había concluido en un estudio sobre la legislación de orden público,  que:

“1. La teoría de la seguridad nacional es un mecanismo político-militar auspiciado  por los Estados Unidos de Norteamérica para el mantenimiento de  gobiernos fuertes en los países de América Latina  con el fin de evitar la consolidación de sistemas democráticos reales.

“2. Uno de los instrumentos utilizados por los gobiernos    latinoamericanos para lograr tal objetivo es la declaración de estados de sitio…”

Recordamos la voz quebrada del Presidente de la Corte implorando “¡que cese el fuego”! No tuvo respuesta. El Palacio siguió ardiendo con quienes quedaron atrapados en su interior, salvo el hermano del Presidente de la República y la esposa del Ministro de Gobierno de entonces quienes fueron rescatados.

La Corte IDH  se reunirá el 12 y 13 próximos en Brasilia para indagar sobre  la verdad de los hechos. Por razones obvias,  nadie se atreverá  explicar por qué se toleró el sacrificio de quien VALIENTEMENTE denunció la doctrina de la seguridad nacional como un instrumento de dominación extranjera.

La condena de esta doctrina por el Estado colombiano es prerrequisito de la paz, porque ella es madre de las temibles CONVIVIR, que sirvieron como caballo de Troya en el  escalamiento del paramilitarismo o terrorismo de Estado.

Por fortuna, los colombianos y ahora una parte de la justicia empiezan a entender el significado del Paramilitarismo. El Tribunal Superior de Medellín-Sala de Justicia y Paz-  dictó recientemente una sentencia que pone el dedo en la llaga: EL PARAMILITARISMO ES UNA POLÍTICA DE ESTADO, no un fenómeno aislado o de “manzanas podridas”. Además, es anterior al surgimiento de las guerrillas. Y si es una política de Estado, agregamos nosotros, salta a la vista que la impunidad es también una política de Estado.

COLOMBIA EN EL NEOLIBERALISMO

“Washington” significa según sus inspiradores “el complejo político-económico-intelectual integrado por los organismos internacionales (FMI, BM), el Congreso de los EUA, la Reserva Federal, los altos cargos de la Administración y los grupos de expertos.”

Sobre el consenso dijo quien fuera vicepresidente técnico de la Asociación Nacional de Industriales ANDI y notable investigador Dr. GABRIEL POVEDA RAMOS, al recibir hace poco tiempo, el grado honoris causa que le otorgó La Universidad Autónoma Latinoamericana, UNAULA, después de discurrir sobre el desarrollo industrial sostenido del país  desde 1930 a 1990:

“…en 1990 el sector aportaba ya el 24 % del PIB total del país,…”

Pero…

“En 1886 (sic) se había reunido en Washington un cónclave de banqueros-pirañas, con economistas cavernícolas y con gobernantes imperialistas que decidieron estrangular el desarrollo de los países latinoamericanos, a quienes dictaminaron una receta económica venenosa: derruir las protecciones arancelarias; vender las empresas estatales; arrebatarles a los trabajadores las prestaciones sociales conseguidas en decenios; privatizar los servicios públicos; vender o liquidar los bancos oficiales; suprimir todas las políticas y las instituciones de fomento,(…) y, en general, a aplicar rabiosamente las órdenes de los déspotas crematísticos anti-colombianos del extranjero.(Itálica ajena al texto)

LAS TRES COLUMNAS SUSTENTATORIAS DEL CONSENSO DE WASHINGTON: DESPOJO, VIOLENCIA Y DESINFORMACION

En su texto El Desorden Neoliberal (Ed. Trotta, pág. 40), Pedro Montes apunta: “El militarismo está estrechamente ligado al surgimiento del neoliberalismo y forma parte de sus condiciones de existencia.”

Pues bien. Para decirlo de una vez y sin rodeos, los tres pilares del modelo  fueron acogidos en Colombia por el mismo Gobierno* al que se refiere el profesor Poveda Ramos.  En el mismo recinto donde sesionaba la Constituyente de 1991, conjuntamente con los partidos y movimientos tradicionales, acogió el consenso de Washington sin reflexión alguna favorable al país; y  más tarde, en 1994 por decreto legislativo #356, ese mismo Gobierno creó las CONVIVIR, detrás de cuyas estructuras se abrigó el paramilitarismo, y, finalmente, quien había presidido ese  mismo Gobierno, se dedicó a practicar el panamericanismo apoyado en la Organización de Estados Americanos por dos periodos consecutivos, y, como si fuera un sincero defensor del Estado de Derecho, reclamó la aplicación de la Carta Democrática de la OEA a quienes se apartaran un milímetro de la receta de Washington, como sucedió con Venezuela.

CRECE LA INDIGNACION

Dice la Convención Americana de Derechos humanos, art. 21 #3:

“Tanto la usura como cualquier otra forma de explotación del hombre por el hombre, deben ser prohibidas por la ley”.

La inconformidad anida en el alma nacional y sigue latente en vastos sectores de la población, INCLUIDOS LOS INDUSTRIALES ESTRANGULADOS POR EL CAPITAL FINANCIERO. No hay día que no se anuncie un paro. Los únicos que no protestan por esta situación de saqueo y terror son los ladrones de tierra, los banqueros, los narcotraficantes y las bandas criminales, nombre actual de  paramilitarismo.

NECESIDAD URGENTE DE LA PAZ EN COLOMBIA

Como LA GUERRA ES, entonces, UN LUCRATIVO NEGOCIO del sector financiero  y de quienes lo administran en Colombia, y dado que los elementos de violencia que requiere el sector financiero para afianzarse persisten y se recrudecen día a día, necesitamos derrotar esta guerra que ha conducido al caos y la  confusión de los valores.

LA DESCOMPOSICIÓN SOCIAL Y ÉTICA NO TIENE PARANGONES. LA DEGRADACIÓN DEL CONFLICTO COLOMBIANO ES TOTAL

A la violencia legal y clandestina del Estado que debiera ser garante de  la vida, honra, bienes y libertades de las personas (art. 2º de la C.P.), se  agrega el salvaje sistema de torturas.

…………………………….

*Gaviria Trujillo.

En la masacre de EL SALADO, los victimarios jugaron al futbol con la cabeza de sus víctimas (GMH)

En algunas zonas principalmente de Antioquia, los paramilitares  lanzaron al Río Magdalena a miles de sus víctimas después de extraerles las vísceras para que no sobreaguaran.

El Grupo de Justicia y Paz de la DIJIN, halló 1.157 fosas comunes, durante el periodo 2006-2007, con descubrimientos escabrosos: “…restos esqueletizados, cráneos con vendas aún intactas sobre las cuencas oculares; sogas, cuerdas y otros implementos de tortura  como dagas y cuchillos.” (Pág. Google).

En Trujillo, la MOTOSIERRA se utilizó para descuartizar vivas a las víctimas, una vez despojadas de sus identidades por sus victimarios. El maestro Botero pintó este instrumento, conocido ya como temible símbolo de tortura (GMH).

Y por si fuera poco, en la página  Semana. Com  aparece  que grupos de ex -paramilitares que sirven como testigos de la Fiscalía, relataron escenas de canibalismo:

“En un segundo video descuartizan a uno de los hombres y(…) juegan y posan con las piernas y los brazos desmembrados de sus víctimas. Después trozos del cuerpo son introducidos en una olla. Todo quedó grabado en video en el celular de ‘Chukylay’.

Durante la audiencia reciente, uno de los capturados de la banda ‘Libertadores de Vichada’ contó que a los pocos días de ese crimen los hombres de ‘Pijarbey’ tomaron venganza. Retuvieron a alias ‘Máximo’, amigo de ‘Visajes’ y ‘Llanero’, e integrante de la misma bacrím del Meta. “A ese fue al que picamos y lo metimos en una olla con cebolla, tomate y aliños para comerlo”, dijo ante el juez.

Estamos pues ante una degradación extrema del conflicto en Colombia. Con una anotación fundamental: Los mismos que engendraron la guerra, la administran y se benefician del negocio, son ahora profetas de los Derechos Humanos, pregoneros de la moral pública y buscan retener la dirección del Estado, recrudeciendo la guerra contra la población mediante la consagración del fuero militar que busca la impunidad.

Pedimos la acción decidida de la comunidad internacional. Necesitamos la solidaridad de los pueblos de América y del mundo. ¡Solos no podemos salvarnos!

UNA CONMEMORACIÓN DIGNIFICANTE

El 14 de octubre se cumplieron 99 años del asesinato del General  Rafael Uribe Uribe, llamado El Martí colombiano.  Su ideario social está vigente aún, no solamente para Colombia sino para la mayoría de los pueblos   de Latinoamérica.

En palabras de Jorge Eliécer Gaitán: “Este hombre lo era todo”. Y Juan Lozano y Lozano, al prologar la biografía que del General escribió Eduardo Santa, sintetizaron lo que representa este hombre superior:

“El Filósofo, síntesis de los valores intelectuales; el héroe, suma de los valores prácticos; el santo, resumen de los valores morales, conviven en él en armonía fecunda y lo erigen en el hombre perfecto de nuestra Estirpe, y cada pensamiento de su cerebro, cada impulso de su corazón, cada afirmación de su voluntad, cada acto de su vida, podrían servir de norma general, de canon ético y estético.”

¡Qué grato poder recordar al personaje ejemplar, ante una realidad narcotizada por la propaganda de los medios de comunicación propiedad de las “pirañas” de las finanzas, que exhiben a diario telenovelas con la figura de bribones y canallas!

Queridos amigos:

Los convocantes buscan recuperar la vigencia del derecho laboral tras la crítica a la tercerización de las relaciones laborales en el marco de la Integración Latinoamericana, y hacen una propuesta transformadora al mundo del trabajo: la CARTA SOCIOLABORAL LATINOAMERICANA, construida colectivamente en los  diferentes encuentros de la ALAL como eje del qué hacer en el momento presente que reclama democracia real y derechos humanos laborales.

A todos un abrazo de bienvenida  y nuestros reconocimientos a la Fundación Universitaria Luis Amigó en la persona del padre JOSE WILMAR SANCHEZ DUQUE, Rector General de la Institución y del señor Decano de la Facultad de Derecho, Dr. MAURICIO ARREDONDO DEL RÍO por su calurosa acogida. De manera muy especial, a la Profesora ANA MARÍA MESA ELNESER y al estudiante OMAR AUGUSTO LÓPEZ PEMBERTY, quienes han trabajado con entusiasmo en los preparativos y en la difusión de este evento, y como aliados y proponentes del tribunal internacional para la defensa de la libertad sindical.

Muchas gracias,

_________________________

* Saludo enviado por Manuel Antonio Muñoz Uribe a LUIZ SALVADOR, Presidente de ALAL,  a ROBERTO CARLOS POMPA

Presidente Asociación Latinoamericana de Juces del trabajo ALJT y a MAURICIO ARREDONDO DEL RÍO

Decano de la Facultad de Derecho de la U. Luis Amigó, con motivo del XI Encuentro de Abogados Laboralistas

 

Deja un comentario

XHTML: Puedes usar estos tags en HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>