Control territorial violento en Medellín


Warning: Illegal string offset 'custom_page_theme_template' in /home4/actualid/public_html/actualidadUrbana/wp-content/plugins/custom-page/custom-page.php on line 345

Por: Andrés Preciado.

Mucho se ha especulado en torno a los problemas de seguridad y criminalidad que padece la ciudad de Medellín en los últimos días, entre el fin de semana del 3 al 5 de noviembre fueron varios los hechos que dispararon las alertas: 3 Policías fueron asesinados y 2 miembros más de un grupo delincuencial cayeron muertos, además varios civiles resultaron heridos en un ataque a una patrulla en la comuna 8, hecho en el que resultó capturado alias “Gomelo”, adicionalmente se dieron varios hostigamientos armados en la comuna 13.

Desde algunas ONG’s y organizaciones civiles se reclamó airadamente una respuesta institucional efectiva y la obligación de reconocer por parte del Estado el control delincuencial que se da en zonas de la ciudad, especialmente en las señaladas comunas 8 y 13. El Alcalde Gaviria reiteró su compromiso de “pacificar” las comunas y llamó a la ciudadanía a denunciar y colaborar con la captura de los miembros de los grupos que atemorizan los barrios.

De ambos lados un entendimiento errado del problema, fallan las ONG al reclamar la confirmación del control delincuencial en la ciudad y falla el Alcalde al buscar “pacificar” los territorios. El problema, como diría Bill Clinton: “It’s the economy, stupid”.

El objetivo de las bandas y mafias de la ciudad no es hacerse o llamarse dueños de un barrio o comuna, no les interesa el territorio per se, ni les importa si dominan x o y lugar. Lo que realmente les inquieta son las rentas, el dominio de las transacciones, no de las cuadras, no de las personas, sino de sus intercambios económicos, de aquella interacción susceptible de ser cooptada ilegalmente y de la que se puede obtener un renta constante y líquida, por eso su ubicación en contextos donde es más permisiva la extorsión (a comerciantes y transportadores), el narcomenudeo y en general el dominio de cualquier tipo de actividad económica que pueda financiarlos.

Las luchas y pugnas entre estos mismos grupos no son luchas de control territorial, son luchas por el control de las rentas, algunos dirán que es lo mismo, pero mirando con detalle el fenómeno se puede reconocer que la pretensión criminal no tiene límites territoriales sino económicos, por eso a ellos no aplican las delimitaciones políticas y administrativas de los barrios, ni de la ciudades, y a una escala trasnacional, tampoco las de los países. Las mafias se mueven por el interés económico y sólo esos mismos intereses los hacen cambiar su foco de atención de un lugar a otro.

En Medellín no hay control territorial violento, no es que una parte de la ciudad sea dominada por delincuentes, lo que ocurre es que hay relaciones económicas que son manejadas y cooptadas por grupos delincuenciales, protegidas violentamente como diría Volkov y organizadas en oligopolios de coerción siguiendo a Duncan.

Finalmente no interesa saber quien domina x o y barrio, lo que realmente importa es saber ¿Quién domina los juegos de suerte y azar en la ciudad (Chance, máquinas paga-tragamonedas, rifas, bingos? ¿Quién controla las principales zonas de narcomenudeo? ¿Quién controla el hueco en el centro de Medellín? ¿Quién domina las ventas ambulantes del centro de la ciudad? ¿Cómo se maneja la extorsión a buseros y tenderos en los diferentes barrios?

@andrespreciado3

Displaying 1 Comments
Have Your Say

Deja un comentario

XHTML: Puedes usar estos tags en HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>